3 formas de heno en pie que practican los ganaderos

Existen tres formas de hacer heno en pie que son tradicionalmente utilizadas por los ganaderos en sus respectivas unidades productivas, sin distinguir que son medidas que generalmente generan pérdidas en la producción ero que son realizadas en momentos críticos de alimentación para las reses.
“Al ser cosechado por el animal, incrementa su desplazamiento en la pradera buscando hojas frescas (hojas verdes) tumbando y desperdiciando biomasa”, dijo Henry Mateus Echeverría, ingeniero agrólogo con 36 años de experiencia, asesor técnico y especialista en pastos de trópico de Corpoica.
Según el experto en Colombia existen estas las siguientes formas de hacer heno en pie:
1.En las áreas donde se usa como forraje el pasto puntero o uribe (hyparrenia rufa) que por condiciones climáticas (horas luz), el pasto semilla entre los meses de noviembre a enero y queda heno en pie, pero es pastoreado solo a comienzos de marzo mes en el que se corta (guadaña) ya lignificado. Con esta actividad sucede que el productor induce el rebrote con la llegada de las lluvias.
2.En los Llanos Orientales las ganaderías acuden a las áreas de sabana en las que se pastorea en verano y se realiza la práctica no recomendada de la quema con la que buscan, asimismo, rebrotes nuevos en las praderas.
3.El diferir forrajes que consiste en otra forma de heno en pie, en el cual, el momento de cosecha no lo define la calidad del pasto si no la necesidad del productor motivada por la de alimentación para el ganado. El productor usualmente sabe que está haciendo al decidir esta acción y es que la biomasa (pradera) conservada se lignifica -el pasto pierde sus propiedades nutritivas- y en este momento, las paredes celulares de los tejidos de la hoja se engruesan y no son digeribles o dan mayor tiempo para ser digeridos por el animal.
Fuente: http://www.contextoganadero.com/
Foto: Archivo