Diferir forraje, una opción para la baja oferta de pastos

“Una técnica llamada ʿdiferir el forrajeʾ es una opción que puede resolver la escasez de comida y la baja oferta de pastos así como disminuir la mortalidad animal durante los veranos en el Caribe”, manifestó Luis Fernando González B., de la empresa Top Rumen.
Consideró que la Depresión Momposina se convierte en un gran diferido natural que es aprovechado por los ganaderos de Bolívar, Sucre, Magdalena y Cesar, al migrar su ganado hacia esta zona para que aprovechen la enorme biomasa forrajera durante los prolongados veranos que usualmente se presentan entre diciembre y abril de cada año”.
González, en un artículo publicado en la revista DeCarne, dijo que “diferir forraje es acumular pastos en la pradera durante los meses de abundancia para ser utilizado en las épocas de baja oferta”.
Conservar entre el 10 y 20 % del área de la finca sin pastorear al final de la época de invierno permite acumular forraje diferido -heno en pie- de manera, que una vez comience el verano, se pueden trasladar los animales de menores requerimientos -vacas horas y novillas preñadas- a estos lugares a comer.
Recomendó que “unido a esa estrategia se debe acompañar con una suplementación proteico mineral que permite mejorar la digestión del forraje, caracterizado por contenidos altos de fibra y bajos en proteína”.
Enfatizó que de esta manera se deja entre el 80 o 90 % del pastoreo para las vacas paridas -cría o doble propósito y terneros o terneras de levante- que tienen un mayor requerimiento nutricional.
Fuente: http://www.contextoganadero.com
Foto: Archivo