La ganadería se está transformando ambientalmente

Ganadería tildada de deforestadora, proyecto Ganadería Colombiana Sostenible, transformación de la ganadería, ahora es ambiental y sostenible.
“El proyecto Ganadería Colombiana Sostenible ha demostrado que trabajar pastos, ganado y árboles, si se puede”, indicó Juan Carlos Gómez.

A través del proyecto Ganadería Colombiana Sostenible los productores han aprendido que la conservación de bosques, suelo, agua, biodiversidad, así como el mejoramiento de la calidad de los forrajes, la disminución de las emisiones de gases de efecto invernadero y las mejoras económicas, son posibles.

“La ganadería ha sido tildada de ser uno de los principales motores de deforestación y eso puede ser verdadero en cierta medida”, dijo Juan Carlos Gómez, coordinador del proyecto Ganadería Colombiana Sostenible.

Manifestó que en 2017 el Ministerio de Medio Ambiente elaboró un estudio sobre los principales motores de deforestación en el país, y entre ellos, señala al mercado de tierras ilegales y su acaparamiento, la madera ilegal y los cultivos ilícitos. “No clasifica a la ganadería en la mencionada lista”, acotó.

“El sector ganadero reconoce que hay una serie de problemas al desarrollar la actividad y como cualquier otra genera unos impactos. De tal manera que quiere ser parte de la solución, y por eso, desarrolló junto con otras instituciones el proyecto Ganadería Colombiana Sostenible”, agregó.

De acuerdo con Gómez, el citado proyecto se desarrolla actualmente en 87 municipios de 12 departamentos y su objetivo es transformar la ganadería desde el punto de vista ambiental y productivo.

“Los productores han aprendido que la conservación de bosques, suelo, agua, biodiversidad, así como el mejoramiento de la calidad de los forrajes, la disminución de las emisiones de gases de efecto invernadero, y finalmente, las mejoras económicas, son posibles”, señaló.

De manera simultánea reveló que es posible a través de una serie de herramientas de manejo de la finca y del paisaje que son, por un lado, los esquemas silvopastoriles, y por el otro, la conservación de los bosques ya existentes y los predios.

2.555 predios

“El proyecto tiene 2.555 predios ganaderos activos que han reportado alrededor de 15.800 hectáreas de bosques quemados y conservados”, replicó.

Gómez aseguró que en estos predios los productores han establecido sistemas silvopastoriles, como las cercas vivas, árboles de potrero, zetos forrajeros, bancos mixtos de forraje y sistemas de ramoneo directo.

Enfatizó que la generación de gases de efecto invernadero no es culpa del bovino, sino del manejo del animal por parte del productor. Recomendó hacer rotación de potreros e incluir y sacar al bovino de los mismos en el momento oportuno. “Respetar el periodo de descanso de las gramíneas y arbóreas, arbustivas o rastreras”.

Dijo que así el contenido nutricional de los pastos estará en una proporción óptima y generará mayor eficiencia en la fermentación ruminal del bovino.

Fuente: http://www.contextoganadero.com

Foto: Archivo