Salud apícola, una necesidad para el crecimiento de la fruticultura

Alrededor de un tercio de los alimentos de consumo humano dependen su productividad de lapolinización de las abejas.
En este contexto, resulta vital contar con poblaciones de estos insectos y proteger la salud de los mismos.
Es por esto, que Fraunhofer Chile Research, está realizando un programa de salud apícola en Latinoamérica con el apoyo del Bee Care Center de Bayer AG, Alemania, con el objetivo de mejorar las prácticas apícolas, para así lograr cumplir con las producciones acordes a las exigencias de calidad, inocuidad y trazabilidad que requiere la agroindustria actualmente y a futuro.

Las abejas, originalmente de Asia y luego introducidas a América, son afectadas por múltiples factores que resulta fundamental identificar y evitar, trabajando en la prevención de enfermedades bajo el concepto de “una sola salud”.
La salud de los polinizadores está influenciada por una combinación de múltiples estresores, como la dañina Varroa y la pérdida de hábitat que llevan a la baja la población de los insectos.
“En Bayer entendemos el importante rol de los polinizadores y por eso, nuestro programa busca abordar algunas de las principales amenazas y oportunidades para los polinizadores y la polinización. A través de este proyecto, buscamos un balance entre el efecto sobre la salud, bienestar y diversidad de los polinizadores y el apoyo a los agricultores para que optimicen su productividad”, comentó el director científico del Programa Bee Care de Bayer, Dr. Christian Maus.

Por su parte, Marnix Doorn, director del proyecto Salud Apícola 2020 y gerente de desarrollo de negocios de Fraunhofer Chile Research, indicó que en Chile todavía no existe una consciencia respecto a esto.
“Hemos visto que hay muchas creencias, agricultores que pagan por colmenas chicas porque no quieren pagar más. En la colaboración con Bayer estamos viendo en palta cómo optimizar la polinización para tratar de realmente poner un número económico en este sentido. Vemos el promedio de producción de palta en Chile y lo comparamos con nuestros competidores y estamos debajo del promedio mundial, pueden ser varios los factores, pero la polinización influye”, explicó.
“Si inviertes en un cultivo una cierta cantidad de recursos económicos en abejas que van a garantizar un 90% de producción y luego le metes un chorro de agua, es una contradicción, es como destrucción de capital invertido en tu propio bien, teniendo efectos en la cosecha.
“Algunos productores tienen excelentes conocimientos, pero hay otros a los que les falta conocimiento”, señaló.
Por otro lado, Mayda Verde, investigadora de Fraunhofer Chile, se refirió a la importancia de la prevención en salud apícola desarrollada durante sus más de 30 años a cargo de los servicios veterinarios de la Empresa Cubana de Apicultura (APICUBA), del Ministerio de la Agricultura de Cuba.
Y finalmente, en una visión más allá del sector apícola o frutícola, Blanca Bonilla, directora del Programa de Tecnología Agroambiental de la Corporación Universitaria Comfacauca de Colombia, expuso el trabajo realizado en ese país para impulsar a través de la apicultura el desarrollo económico de zonas en conflicto.

Fuente: http://agroalimentando.com/
Foto: Archivo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *