Descubren gen que puede detener una epidemia mundial que afecta al cultivo del trigo

El descubrimiento del genetista de trigo de UC Davis Jorge Dubcovsky y su equipo ayudará a los fitomejoradores a desarrollar más rápidamente variedades que puedan defenderse de los patógenos letales y detener una epidemia mundial que afecta al trigo. Los hallazgos fueron publicados recientemente en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences.
El trigo y la roya del tallo han estado en una carrera armamentista evolutiva por más de 10.000 años. En la década de 1950, una gran epidemia de esta enfermedad se extendió a través de América del Norte y destruyó hasta el 40% de la cosecha de trigo, el segundo grano más importante del mundo después del arroz.
Desde entonces, los científicos han desarrollado variedades resistentes a la roya para aumentar la inmunidad del trigo a la roya del tallo. Pero los patógenos están regresando. Una nueva cepa de la roya del tallo, llamada Ug99 (después de su descubrimiento en Uganda en 1999) se está extendiendo por toda la región. Alrededor del 90% de las variedades de trigo cultivadas en todo el mundo son susceptibles a Ug99.
“Ug99 se ha expandido a la mayoría de las regiones productoras de trigo en África y ha cruzado el Mar Rojo hacia Yemen e Irán”, dijo Dubcovsky, profesor del Departamento de Ciencias Vegetales de la UC Davis e investigador del Instituto Médico Howard Hughes. “Ug99 está ahora en la puerta de la región de Punjab, la canasta de pan de Asia, y la identificación y el despliegue de genes de resistencia efectivos son fundamentales para mitigar esta amenaza”.
Dubcovsky y su equipo identificaron tres formas diferentes de resistencia de Sr13, un gen del trigo de pasta que es efectivo contra Ug99 y otro grupo de cepas virulentas de roya del tallo de Yemen y Etiopía. En 2013, Dubcovsky y sus colegas investigadores descubrieron otro gen llamado Sr35 que también proporciona resistencia a Ug99. El equipo está cerca de identificar un tercer gen que confiere protección contra la cepa virulenta.

Por qué la genética importa
Para desarrollar mejores variedades, los mejoradores cruzan las plantas con los rasgos deseados y seleccionan los mejores descendientes en múltiples generaciones. Una vez que se han identificado los genes resistentes a la roya del tallo, los mejoradores pueden usar marcadores moleculares (regiones específicas de ADN) para seleccionar los genes en la etapa de semilla o plántula. Esto acelera el proceso de mejora del cultivo.
Estos marcadores moleculares permiten a los mejoradores apilar múltiples genes de resistencia a la roya del tallo en la misma planta para extender la durabilidad de la resistencia.
“El trigo proporciona una cantidad sustancial de calorías y proteínas consumidas por los humanos”, dijo Dubcovsky. “Esperamos que una mejor comprensión del patosistema de la roya del trigo acelere el desarrollo de nuevas estrategias para controlar este devastador patógeno”.

Fuente: http://agroalimentando.com

Foto:Archivo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *